En nuestro país se calcula que más del 80 por ciento de la población recurre a la automedicación, es decir, usa medicamentos por iniciativa propia sin indicación médica y sin receta, por lo que el Sector Salud del país está en alerta ante casos de resistencia a los antibióticos y alergias.

La automedicación puede producir efectos secundarios por el uso excesivo de algunos medicamentos”, advirtió la Secretaría de Salud en un comunicado de prensa.

Loa efectos secundarios se dan, principalmente, en medicamentos antiinflamatorios no esteroideos, que están relacionados con gastritis y hemorragias digestivas.

“Así como interacciones entre medicamentos, ya que hay algunos medicamentos que no deben de ser combinados con otros“, agregó la dependencia federal.

La automedicación también puede enmascarar enfermedades ya que hay medicamentos que pueden eliminar algunos síntomas que tergiversarían el diagnóstico.

 

EVITAR AUTOMEDICACIÓN DURANTE EL EMBARAZO

 

Especialistas de la Secretaría de Salud alertaron que hay que evitar la automedicación en las mujeres durante la etapa de embarazo.

“Cuando una mujer está embarazada no debe automedicarse debido a que algunos fármacos absorben fácilmente la placenta y pueden afectar al bebé“, señala la Secretaría de Salud.

“En todos los casos, lo mejor es consultar al médico antes de ingerir cualquier medicamento“, es la sugerencia que hace la dependencia a cargo del doctor José Narro Robles.

El Grupo Consultivo de la Organización Mundial de la Salud (OMS-1998) identificó a la automedicación como un componente del autocuidado en la salud, a la par de otros benéficos estilos de vida.