El 23 de enero publicamos en Código F, en la sección de “Actualidad”, un interesante artículo bajo el título “Las súperbacterias resistentes a los antibióticos son una seria amenaza de salud a nivel mundial”.

En él, dábamos cuenta de cómo el uso indiscriminado e incorrecto de los antibióticos ha generado progresivamente la capacidad autoinmune de las bacterias a estos fármacos esenciales, lo que pone a la humanidad en riesgo de sucumbir a infecciones que hace años podían combatirse fácilmente.

En el artículo publicamos una frase futurista de Alexander Fleming, descubridor de la penicilina, que preconiza la llegada del problema de la resistencia bacteriana y cuyo texto no requiere explicación alguna: “Llegará un día en que la penicilina la podrá comprar cualquiera en las tiendas. Entonces existirá el peligro de que un hombre ignorante pueda fácilmente tomar una dosis insuficiente y que al exponer sus microbios a cantidades no letales del fármaco los haga resistentes”.

Hoy retomamos el tema de las súperbacterias resistentes a los antibióticos, ya que el 27 de febrero de este año, la Organización Mundial de la Salud (OMS) publicó la primera lista de “patógenos prioritarios” resistentes a los antibióticos, en la que se incluyen las 12 familias de bacterias más peligrosas para la salud humana, entre las que destacan las bacterias gramnegativas, con la capacidad para desarrollar nuevas formas de resistencia a la antibioticoterápia y transmitir información genética a otras bacterias, para que también se vuelvan farmacorresistentes.

“Esta lista es una nueva herramienta para garantizar que la investigación y el desarrollo (I+D) responda a necesidades urgentes de salud pública. La resistencia a los antibióticos va en aumento y estamos agotando muy rápidamente las opciones terapéuticas. Si dejamos el problema exclusivamente a merced de las fuerzas del mercado, los nuevos antibióticos que con mayor urgencia necesitamos no estarán listos a tiempo”. Dra. Marie-Paule Kieny, Subdirectora General de la OMS para Sistemas de Salud e Innovación.

La estructura de la lista de prioridades para el desarrollo de antibióticos

La lista que elaboró la Organización Mundial de la Salud (OMS) está dividida en tres categorías: prioridad crítica, alta o media, las que atienden a la urgencia con la que consideran que se requieren los nuevos antibióticos

“Un estudio encargado por el gobierno británico concluye que, si no se desarrollan nuevos antibióticos que sustituyan a los que han perdido eficacia contra las bacterias, para 2050 morirán alrededor de 10 millones de personas al año en el mundo como consecuencia de las infecciones bacterianas, lo que conducirá, además de una lamentable pérdida de vidas humanas, a la afectación negativa de entre el 2 y el 3.5% (unos 100 billones de dólares) del PIB mundial”. Código F. 23 de enero 2017

La prioridad crítica engloba a las bacterias multirresistentes particularmente peligrosas en hospitales, asilos y pacientes atendidos con dispositivos como ventiladores y catéteres intravenosos, con capacidad para provocar infecciones graves y frecuentemente fatales, como infecciones sanguíneas y neumonías.

“Los nuevos antibióticos desarrollados (aún no existentes) contra los patógenos prioritarios que figuran en esta lista contribuirán a reducir las muertes debidas a infecciones resistentes en todo el mundo”. Evelina Tacconelli, Jefa de la División de Enfermedades Infecciosas de la Universidad de Tübingen

Para darnos cuenta de la gravedad del problema mencionaremos que las bacterias antes anotadas han desarrollado una resistencia efectiva a un elevado número de antibióticos, entre los que destacan los carbapenémicos y las cefalosporinas de tercera generación (considerados los mejores antibióticos disponibles para tratar las bacterias multirresistentes).

Las categorías de prioridad alta y media incluyen otras bacterias con una farmacorresistencia creciente y que causan enfermedades comunes como la gonorrea o intoxicaciones alimentarias por salmonella.

Lista de patógenos prioritarios para la I+D de nuevos antibióticos elaborada por la OMS

  1. Acinetobacter baumannii, resistente a los carbapenémicos
  2. Pseudomonas aeruginosa, resistente a los carbapenémicos
  3. Enterobacteriaceae, resistentes a los carbapenémicos, productoras de ESBL
  1. Enterococcus faecium, resistente a la vancomicina
  2. Staphylococcus aureus, resistente a la meticilina, con sensibilidad intermedia y resistencia a la vancomicina
  3. Helicobacter pylori, resistente a la claritromicina
  4. Campylobacter spp., resistente a las fluoroquinolonas
  5. Salmonellae, resistentes a las fluoroquinolonas
  6. Neisseria gonorrhoeae, resistente a la cefalosporina, resistente a las fluoroquinolonas
  1. Streptococcus pneumoniae, sin sensibilidad a la penicilina
  2. Haemophilus influenzae, resistente a la ampicilina
  3. Shigella spp., resistente a las fluoroquinolona

“La lista se elaboró en colaboración con la División de Enfermedades Infecciosas de la Universidad de Tübingen (Alemania), mediante una técnica de análisis de decisiones de múltiples criterios desarrollada por un grupo de expertos internacionales. Los criterios para incluir patógenos en la lista fueron los siguientes: el grado de letalidad de las infecciones que provocan; el hecho de que el tratamiento requiera o no una hospitalización larga; la frecuencia con que presentan resistencia a los antibióticos existentes cuando infectan a las personas a nivel comunitario; la facilidad con la que se transmiten entre animales, de animales a personas y entre personas; si las infecciones que provocan pueden o no prevenirse (por ejemplo, mediante una buena higiene y vacunación); cuántas opciones terapéuticas quedan; y si se están investigando y desarrollando nuevos antibióticos para tratar las infecciones que causan.” OMS

“Para los que nos dedicamos a intentar descubrir nuevos fármacos es clave definir las necesidades médicas. En los últimos 50 años no hemos conseguido ningún antibiótico de amplio espectro, ninguna bala mágica. Tenemos que buscar productos específicos para cada patógeno” Microbiólogo Domingo Gargallo-Viola, Presidente de la Asociación Española para el Descubrimiento de Nuevos Antibióticos

Para enriquecer y hacer más comprensible el problema en cuestión, un grupo de científicos de la Escuela de Medicina de Harvard y el Instituto de Tecnología Technion-Israel desarrollaron un video que muestra cómo las bacterias desarrollan progresivamente resistencia (en cuestión de días) a dosis cada vez más altas de antibióticos, el cual les recomendamos ver en el siguiente enlace: https://hms.harvard.edu/news/bugs-screen

No cabe duda de la urgente necesidad que los sistemas de salud requieren de nuevos antibióticos capaces de plantar cara a las bacterias; sin embargo, y mientras esto se convierte en realidad, prevenir las infecciones debe ser una acción prioritaria, la que a futuro se deberá sumar al uso racional y ordenado de los nuevos antibióticos que esperemos no tarden en llegar.

Fuentes

Organización Mundial de la Salud. La OMS publica la lista de las bacterias para las que se necesitan urgentemente nuevos antibióticos. Comunicado de prensa.

Diario El País. La OMS anuncia las 12 familias de bacterias más peligrosas para el ser humano.

Harvard Medical School. Bugs on screen.

 

Código F. Actualidad. Las superbacterias resistentes a los antibióticos son una seria amenaza de salud a nivel mundial. 23 de enero del 2017.

Las superbacterias resistentes a los antibióticos son una seria amenaza de salud a nivel mundial